Los perros vagabundos de Moscú han aprendido a coger el metro.

perros

Los perros vagabundos moscovitas han atraído mucha atención por parte del mundo científico, y no es para menos: la inteligencia de estos animales les ha permitido aprender cómo coger el metro para moverse por la ciudad.

Se ha observado que, de unos 500 perros callejeros, 20 han aprendido a moverse con soltura gracias al metro. Cada mañana, salen de los suburbios donde duermen y toman el metro hacia el centro de la ciudad, donde es más fácil conseguir comida. Han desarrollado una curiosa forma de “cazar”: siguen a los transeúntes que compran comida en los quioscos de la ciudad, y los asustan con un ladrido cuando están desprevenidos con la esperanza de que se les caiga algo de comida.

Continuar leyendo

Delfines cooperan con pescadores en un pueblo de Brasil

delfin

delfin

Ya nadie recuerda en qué momento los delfines decidieron aliarse con los pescadores de Laguna, Brasil, pero el caso es que es una simbiosis que permanece hasta hoy día, y ha formado una tradición pesquera de lo más peculiar.

Desde hace generaciones, los habitantes de este lugar cooperan con los delfines mulares de la zona para hacerse con un buen botín. Los delfines conducen los bancos de peces a la costa, donde los pescadores aprovechan para lanzar sus redes; los delfines se benefician devorando a los peces rezagados. Continuar leyendo

Las girafas sólo duermen media hora al día

girafa

girafa

Al principio se pensaba que nunca dormían. Después se descubrió que sí, aunque era terriblemente difícil verlas en este estado. Las girafas duermen entre media y una hora al día, y en pequeños lapsos de cinco minutos. Esto, sumado a que duermen de pie, da la impresión de que estemos hablando de un animal insomne. ¿Y por qué esta tensión constante? ¿Por qué no se relajan un poco más nuestras cuelludas amigas? Continuar leyendo

Si las abejas desapareciesen de la Tierra, el ser humano se extinguiría

abejas

“Si la abeja se extingue, la humanidad desaparecerá en 4 años”, dijo Einstein en su momento. No iba mal encaminado: este insecto es el más importante polinizador de vegetales. Sin su existencia, se perderían tres cuartos de la producción agrícola mundial, y sin contar con su influencia en bosques y selvas. Su pérdida, pues, resultaría en una catástrofe internacional. Lo más preocupante es que la población de abejas está bajando a ritmos extraordinarios, y la comunidad científica no encuentra un por qué.

Por último, una sorprendente e inquietante dato. La Biblia dice que, justo antes del Apocalipsis, una gran hambruna asolará la humanidad, en la que sólo viñedos y olivares persistirán. Y resulta que justo estas plantas no necesitan la actividad de las abejas para reproducirse. ¿Una inquietante coincidencia? Esperemos que sí.

abejas

Las hienas hembra tienen “penes”, y son más grandes que el de los machos

hienas

Al menos, es lo que parece para el observador inexperto: verán que las hembras de la hiena moteada no tan sólo poseen lo que aparentemente son miembros viriles, sino que además son más grandes que el de sus machos. En realidad, se trata de un clítoris de 20 cm, que además tiene forma de pene.

¿Y de qué les sirve tener semejantes genitales? Al parecer, de nada. Los fetos femeninos de la hiena se ven afectados por una cantidad inusualmente grande de testosterona -debido al funcionamiento indebido de cierto gen-, que resulta en esta curiosa anatomía.

hienas

Las hormigas soldado se emplean para coser heridas

hormiga soldado

Se hace en tribus de Sudamérica y África, principalmente, con diversas especies de hormigas grandes. Las hormigas soldado de estas especies poseen unas mandíbulas tan potentes que las hacen aptas para suturas quirúrgicas.

Lo que se hace es coger la hormiga y situarla encima de la herida a cerrar, obligándola a morderla. Cuando lo hace, las pieles se unen y la brecha queda cerrada; en este momento, se arranca el cuerpo de la hormiga, dejando en el paciente tan sólo las mandíbulas. Suelen necesitarse varias hormigas para cerrar una herida.

hormiga soldado

Una máquina expendedora alimenta a perros callejeros a cambio de basura

expendedora

Está en Estambul, y forma parte de una idea que pretende fomentar el reciclaje y dar alimento a la gran cantidad de animales callejeros de la ciudad. La empresa Pudgeon ha instalado, por toda la ciudad, una serie de máquinas expendedoras que se activan introduciendo botellas de plástico por la parte superior, y que dispensa comida para animales.

No hay gasto para la ciudad, puesto que el valor de las botellas de plástico cubre el de la comida, y, si tiene el suficiente éxito, es posible que se extienda esta medida hacia otras ciudades.

expendedora

Los pájaros construyen sus nidos con cigarrillos para proteger a sus crías

nido

Los pájaros de ciudad no son tontos. Muchos de ellos han aprendido a construir sus nidos con colillas con tal de proteger a su descendencia. Al parecer, la nicotina quemada actúa como insecticida contra ácaros, pulgas y garrapatas.

Algunos científicos indican que, en la ciudad, las colillas son sustitutivos de las plantas aromáticas que en la naturaleza son empleadas con la misma función. Sin embargo, quizás no sea buena idea para los pájaros emplear cigarrillos, puesto que, si bien mantienen alejados a los parásitos, también contienen componentes tóxicos.

nido

Las tarántulas gigantes tienen ranitas como mascotas

tarantulas

Puede comer pájaros, ratones, lagartijas, e incluso serpientes venenosas. Sin embargo, la tarántula Xenesthis immanis dejará vivir a la pequeña ranita Chiasmocleis ventrimaculata, e incluso la protegerá de sus depredadores como si de una mascota se tratase.

Aunque no lo hace por falta de amor; es, más bien, un acuerdo simbiótico entre ambas especies. Los huevos de la tarántula son un buen manjar para muchos pequeños insectos, como hormigas, y el arácnido no puede encargarse solo de protegerlos. Ahí es cuando entra en acción la rana, que se encarga de mantener el nido limpio de enemigos.

tarantulas

Algunos simios saben usar lenguajes de signos, pero nunca han preguntado nada

simios

Después de los humanos, los animales más inteligentes del planeta se cuentan entre los simios. Los chimpancés y los bonobos demostraron ser los animales más cercanos a mantener una conversación con seres humanos, pudiendo comprender preguntas complejas y siendo capaces de contestar usando lenguajes de signos.

Sin embargo, estos simios nunca preguntaron nada. Algunos científicos sostienen que la capacidad de preguntar es lo que diferencia las habilidades cognitivas de los humanos con el del resto de sus congéneres.

Curiosamente, un loro llamado Alex sí que llegó a hacer preguntas. Concretamente, preguntó de qué color era, y, al contestarle, se enteró de que era gris.

simios